Desarrolle su Autonomía

Para desarrollar autonomía, puede ser útil que siga estas sugerencias que le brindo a continuación.

- No se comprometa por adelantado.Si lo invitan a una actividad dentro de dos semanas, posponga la decisión y diga que es posible, pero no seguro y que responderá unos días después.
Deje la duda, cortésmente, pero evite que otros le hagan su agenda.
- Cuando realice visitas, planifique la hora de llegada y de despedida con anticipación.
- No responda a odas las llamadas de manera inmediata. Si no la tiene, active una grabadora telefónica y permita que le dejen el mensaje. Así contestará cuando usted lo requiera.
- Vea la soledad voluntaria, como una oportunidad positiva que le da libertad y tiempo de reflexión personal.
- Haga una lista de lo que puede hacer sin otros, para ir aprendiendo a romper la dependencia.
- Escriba lo que es importante para usted y dele prioridad. Atiéndase igual o mejor que como lo hace con otros.
- No cuente sus planes o problemas a otros si no es realmente necesario, pues les da entrada para que opinen y decidan por usted. Si hace falta, busque un consejero especializado.
- No establezca relaciones obligatorias con vecinos, jefes o compañeros de trabajo. Sea cordial y comparta, pero manténgase libre de anclas que le impidan zarpar.
Los padres que deseen ayudar a sus hijos, deberán dejarlos que aprendan decidir por ellos y resolver sus problemas sin intromisión, aunque con apoyo ofrecido sin presión, o brindado cuando sea solicitado. Los padres exitosos son los que logran que sus hijos no dependan de ellos.
Tenga claro que no debe usted pedir permiso para vivir a su manera. Es un individuo único, con vida propia, y aunque seguramente tiene mucho por agradecer a quienes lo han apoyado, o vive con su familia, no está obligado a aceptar presiones ni chantajes. Nada, excepto su propia elección, puede llevarlo a ser, hacer o tener algo diferente a lo que ha decidido ser, hacer y tener. Toque su propia música y báilela como usted desee, aunque asegúrese de no lastimar deliberadamente a las personas que le rodean.
Si en algunas situaciones difíciles, le hace falta escuchar opiniones de otros, informarse y consultar para tomar una menor decisión, hágalo, con la claridad de que la decisión es suya, y que usted tendrá que asumir también las consecuencias de sus omisiones y actos. En realidad, siempre, la libertad es un derecho que viene con deberes. La autorrealización es un camino pedregoso y exigente.
Aprenda a librarse de los manipuladores que acusan, amenazan, culpan, ignoran o seducen para dominarlo y llevarlo al terreno que a ellos les conviene. Alejarse, esquivar con humor, posponer una decisión o decir asertivamente un simple, “¡no!”, evitará que sufra incontables disgustos y malentendidos. Comience su entrenamiento hacia al autonomía y verá las recompensas muy pronto.
Renny Yagosesky
Compartelo

Archivos del blog

derecho registrado

Licencia de Creative Commons .